En la mayor parte de la era post-SEG de la UFC, Robert Follis ha sido uno de los entrenadores premier en MMA. Originalmente un miembro fundador del Team Quest, él fue una de las principales figuras detrás del múltiple campeón de la UFC, Randy Couture. Fue entrenador de Dan Henderson y Evan Tanner, entre otros en el clásico establo de Team Quest.

En la última media década se convirtió en el entrenador en jefe de Xtreme Couture en Las Vegas, donde ayudó a llevar a Miesha Tate a un título de la UFC y a Kevin Lee a intentar obtener el título interino de peso ligero. Su impacto en MMA y sus peleadores ha sido amplio extendiéndose por más de 20 años en el deporte.

Los reportes sobre su fallecimiento fueron una tragedia inesperada durante el fin de semana pasado. Un golpe repentino para muchos en la comunidad de MMA. Ahora, MMA Fighting reporta que, de acuerdo a la oficina del Forense del Condado Clark, la muerte de Follis fue determinada como suicidio.

Según reportes, Follis falleció el viernes 15 de diciembre, en la Ruta Estatal de Nevada 160 por una herida de bala autoinfringida. Tenía 48 años.

Se ha establecido una dirección de correo electrónico para quienes deseen compartir con la familia de Follis historias personales, fotos u otros pensamientos sobre el fallecimiento.

“Si tiene alguna historia sobre él o fotos que desee compartir, por favor hágalo aquí de manera que todos nosotros podamos visitar diferentes partes de su vida”, escribió la novia de Follis en una publicación en medios sociales. “Si desea compartir algo más privado, he preparado una cuenta de correo electrónico al que algunos miembros de la familia podrán acceder. Son bienvenidas historias, fotos, etc. Quizá no podamos responder, pero por favor tengan por seguros que los revisaremos como parte de nuestro proceso de curación. Gracias por su paciencia y comprensión. La información de los servicios de velación saldrán posteriormente.”