Los Patriotas deberán afrontar el duelo de la semana 14 ante Dolphins sin su estrella Rob Gronkowski, esto fue confirmado por el vicepresidente de comunicación de la NFL, Michael Signora.

La razón que marginará al ala cerrada de los Pats, es una suspensión por agredir a Tre’Davious White de los Bills de Buffalo el pasado domingo, pues se consideró en el documento y durante las acciones de juego, que las agresiones fueron rudeza innecesaria y se pudieron evitar por parte del ofensivo de New England, quien además pudo lesionar a su compañero de profesión.

Rob golpeó en la nuca al esquinero, justo cuando este se encontraba indefenso y eso podría provocar que para el compromiso ante Miami, su equipo tenga menos armas y pierda su racha de 8 victorias consecutivas.

El castigo es inapelable y no hay derecho a paga para el jugador, sin embargo, las consecuencias fueron suaves en comparación con otras acciones disciplinarias de la liga, pues Gronkowski volverá al emparrillado una semana después, justo para el duelo entre los Patriots y los Steelers en el Heinz Field.